AYUNO

21  DÍAS

  Enero 20 a Febrero 09 

¿Qué es el Ayuno?

Joel 2:15 NTV

"...Proclamen un tiempo de ayuno; convoquen al pueblo a una reunión solemne".

Ayuno es la abstinencia completa o parcial de comida por un determinado tiempo, ayudándonos a fortalecer nuestro espíritu, acercándonos más a la presencia de Dios.

La motivación correcta para ayunar consiste en buscar la presencia de Dios, reconocer su grandeza, misericordia y gran poder; es agradarle, obedecerle y manifestarle lo mucho que lo necesitamos en nuestra vida.

Mateo 9: 17 NTV "...nadie pone vino nuevo en cueros viejos. Pues los cueros viejos se íreaventarín por la preónsi y el vino se derramaría, y los cueros quedarían arruinados. El vino nuevo se guarda en cueros nuevos para preservar a ambos".

Los cueros viejos, representan la ley, éstos no podrían contener el vino nuevo que, representa el nuevo pacto atreves del sacrificio de Jesús. Él traía algo nuevo: perdón de pecados y la vida eterna a través de la gracia. El ayuno y todo lo que era obligación bajo la ley, pasa a ser hecho por amor y agradecimiento a Dios, mostrando el anhelo por disfrutar su presencia y cercana.

No ayunamos para conseguir algo que anhelamos o deseamos, el propósito es acercarnos más a Su presencia, lo demás vendrá por añadidura. Durante estos 21 íasd de AYUNO, ORACIÓN Y ENTREGA. nuestro gran objetivo ser el acercarnos más a la presencia de Dios.

Después de liberar a un muchacho endemoniado, pudo darse cuenta de que aun no estaban preparados para afrontar este tipo de situaciones: "...sus seguidores le preguntaron en privado: ¿Por qué nosotros no pudimos expulsarlo?

Jesús les dijo: esa clase de demonios sólo se pueden expulsar por medio de la oración". Marcos 9: 28-29 PDT

El ayuno, la oración y la entrega a Dios nos fortalecen y nos preparan para enfrentar las pruebas, adversidades o dificultades durante este nuevo año. No esperamos a que venga una emergencia en nuestra vida para ahi si empezar a ayunar y orar. ¡Preparemos con  suficiente tiempo!

DÍA 1

 
 

21 DÍAS DE ORACIÓN, AYUNO Y ENTREGA

Isaías 58:6

Un Ayuno Genuino

Tierra Deseable busca tu crecimiento espiritual, por eso cada año apartamos un tiempo de oración, ayuno y entrega, esperando que en este tiempo, tal como lo dicen las escrituras (2 Pedro 3:18) crezcamos en la gracia y el conocimiento de nuestro Señor Jesucristo.

Empecemos nuestro devocional éc son una pregunta: ¿Por qué estoy ayunando? Isaias 58:3-5 nos muestra como el pueblo de Israel ayunaba buscando una respuesta de parte de Dios; son embargo, para ellos el ayuno se había convertido en un acto religioso con diferentes tradiciones y normas que cumplir, acompañado de una actitud negativa ante la falta de respuesta, pues su intención era incorrecta: "Complacerse a si mismos".

Es muy importante entender el verdadero significado del ayuno; absteniéndose de ciertos alimentos o actividades de nuestro iénster (TV, redes sociales) concentrándonos en buscar la presencia de Dios. No ayunamos; 1. Para complacer al Pastor o lidere de la Iglesia. 2. No por obligación. 3. ni porque sea una tradición religiosa.

El versículo 6, da instrucciones sobre la manera correcta de ayunar, enseñándonos que no sólo es abstenernos de algo, sino  que, lo más importante es la actitud e óinntenci den nuestro corazón. Te invito a que en este tiempo de oración, ayuno y entrega:

Te alejes de la esclavitud del pecado

Ora por quienes te han herido y debes perdonar

Comparte el mensaje de salvación

ayuda a un amigo, regala un consejo, es un reflejo del amor de Dios

Como lo dice Pablo (Efesios 4:1) Vivamos una vida digna al llamamiento que hemos recibido, hemos sido llamados hijos de Dios, ahora... actuemos como tales.

ORACION: Señor Jesús, gracias porque caída día aprendemos más de Ti. Te pido que durante estíasos 21 más a  me acerques a Ti, para poder ser reflejo de Tu amor e impactar la vida de quienes me rodean.

DÍA 2

 

EL AYUNO ES INTERIOR… NO EXTERIOR

Mateo​ 6:16-18

El pueblo de Israel se quejó, diciendo que Dios no se había dado cuenta de su ayuno. Dios respondió que el ayuno sólo les había servido a ellos mismos. “¿No es antes el ayuno que yo escogí, desatar las ligaduras de impiedad, deshacer los haces de opresión, y dejar ir libres a los quebrantados, y que rompáis todo yugo, no es que partas tu pan con el hambriento, y a los pobres errantes metas en casa; ¿que cuando vieres al desnudo, lo cubras, y no te escondas de tu carne?”.

El Señor dice que cuando se ayune, no se ponga un semblante triste que haga notorio a todos los hombres lo que estamos haciendo. Los fariseos fueron acusados de hipocresía, ya que ellos amaban que las personas los adularan por su apariencia de piedad y cambiaban el aspecto de sus rostros de tal manera que todos se daban cuenta que estaban ayunando.


El Señor pide, no dar a conocer a los hombres lo que hacemos delante de Él. Un corazón sincero practica el ayuno INTERIOR. En la iglesia primitiva, solían hacer reuniones de oración y ayuno para buscar la presencia y la dirección de Dios.

Que hoy en este tiempo de oración, ayuno y entrega, podamos fortalecer nuestra parte espiritual para buscar la presencia de Dios en nuestras vidas y nuestras familias.

En el Sermón del monte Jesús nos advierte que, al ayunar, debemos hacerlo para Dios, el ayuno es humilde y secreto, es sincero y genuino, algo íntimo entre el Padre y su Hijo.

Ayunando, fortalecemos el carácter e interiormente, aprendemos a controlar nuestros apetitos, pasiones y a fortalecer nuestro dominio propio y disciplina.

Jesús, ayunó 40 días y desde ese momento, empezó Su ministerio poderoso de la predicación del Reino, con sanidades, liberación y grandes milagros. 

DÍA 3

 

Mantente firme

Mateo 4:1-11 

Satanás nos tentará, pero Dios nos advierte de sus maquinaciones. Si tentó a Jesús en el desierto, cansado y con hambre. Así, buscará tentarnos cuando seamos más vulnerables, cansados, solitarios, enfrentando decisiones importantes o con incertidumbres.

Satanás tentó:

 

a) con deseos y necesidades físicas. No era problema para el Señor convertir las piedras en pan. Nosotros tenemos deseos, pero deben ser satisfechos de forma correcta y en el momento oportuno. Para hacerlo, preguntémonos, ¿es el Espíritu Santo el que me guía a hacer esto?  o, ¿es Satanás quien me está induciendo para que me aparte del camino de Dios?

b) En el orgullo humano: «Si eres el Hijo de Dios, desafía el peligro, porque Dios ha prometido guardarte»; buscaba que Jesús pusiera a prueba a Dios, que lo retara a ver si Él era capaz de cumplir Su palabra. A Dios no se le puede poner a prueba y mucho menos retarle.

c) Ofreciéndole poder y gloria si se postraba y le adoraba. Hoy nos ofrece el mundo, tratando de deslumbrarnos con poder y materialismo; debemos responder como Jesús; vete Satanás porque escrito está: Al Señor tu Dios adorarás y a Él sólo servirás. 

d) Buscando que Jesús pecara, igual lo hará con nosotros, con propuestas atractivas para hacer lo incorrecto, apoyándose en pasajes bíblicos. Por eso, debemos estudiar la Biblia cuidadosamente, para entender los principios de Dios y lo que Él quiere que hagamos. Jesús resistió la tentación obedeciendo las Escrituras. El diablo sabe mucho de Biblia, pero nada de obediencia.

Satanás buscará arrancar la Palabra sembrada en tu corazón, porque sabe que quien oye y cree en la Palabra, será salvo, dejará de pertenecerle y vivirá para Jesús libre de la esclavitud del pecado.

ORACIÓN: Señor, en este día de ayuno, oración y entrega, estoy listo para dar la guerra espiritual; con la Palabra y la obediencia resistiré y Satanás huirá; porque no ignoro sus maquinaciones y en Tu nombre, soy más que vencedor.

DÍA 4

 

Sígueme

Hechos 12: 6-10

Pedro, con cadenas en las manos y custodiado por guardias, desde la óptica de lo humano, no tenía esperanza de ser libre; puertas de hierro imposibles de abrir eran la evidencia que todo estaba perdido. 

Qué situación tan difícil,  tan llena de obstáculos; la oscuridad reinante  tomando posesión de los sueños de libertad intentaron prevalecer para aniquilar la confianza del apóstol; sin embargo, la luz resplandeció en medio de la prueba y el Señor envió la ayuda oportuna.

En Hechos 12:8 encontramos que el  ángel ordenó a Pedro: «Cíñete, y átate las sandalias, envuélvete en tu manto, y sígueme»… ; la Biblia nos dice además en Hechos 12:5 que la iglesia  estaba haciendo oración sin cesar por Pedro; una oración ferviente, una oración apasionada  que logró abrir los cerrojos de la cárcel, la libertad le fue entregada al siervo de Dios a través del arma más poderosa: la oración; arma a la que todos podemos acceder, para obtener la victoria.

No permitamos que la angustia nos  encarcele, confiemos en Jesús, en Sus promesas; a través de la oración  nos mantendremos en pie, mirando el futuro alentador que nos espera, Él está al control.

Este tiempo de  AYUNO, ORACIÓN  Y ENTREGA, es una oportunidad invaluable que nos brinda el Señor para ser libres a través de la oración. Sígueme, le dijo el ángel a Pedro, quien sin dudar, obedeció; el Señor, hoy, nos invita a seguirle, a buscar Su presencia, a orar como buscando el aire cuando estamos debajo del agua.

OREMOS: Señor Jesús, gracias por el privilegio de contar con Tu compañía, con tu protección; gracias por tu cuidado, por enseñarme a orar, por traer libertad a mi vida. Deseo con todas las fuerzas de mi corazón seguirte, hacer Tu voluntad y permanecer siempre en Tus caminos. 
 

DÍA 5

 

AYUNANDO SE SALVA
UN PUEBLO

Jonás 3:1-10

En desarrollo de esta jornada de AYUNO, ENTREGA Y ORACIÓN, hoy corroboraremos la Compasión y Misericordia de Dios, interviniendo por medio de su Palabra y finalizando con Su cambio de parecer al no destruir a Nínive. Todos sabemos que la salvación del hombre empieza por Dios y termina por Dios. Él es el protagonista de la misma.

Jonás había huido de Dios, pero recibió una segunda oportunidad para participar en Su obra. Él debía predicar sólo lo que Dios le decía. Era un mensaje de condenación contra una de las ciudades más poderosas del mundo. No era la tarea más agradable, pero los que llevan la Palabra de Dios a otros, no deben dejar que las presiones sociales, ni el temor dicten sus palabras. Somos llamados a predicar el mensaje y la Verdad de Dios, por impopular que sea. Esta era una ciudad, «grande en extremo», a la que había que dedicar tres días para recorrerla. 

A pesar de su maldad, la gente de Nínive fue receptiva al mensaje y se arrepintieron inmediatamente. Si simplemente proclamamos lo que sabemos de Dios, quizás nos sorprendamos de cuántos responden. El pueblo pagano de Nínive creyó el mensaje de Jonás y se arrepintió. ¡Qué efecto tan maravilloso produjo la Palabra de Dios en aquella gente perversa! ¡Nínive sólo escuchó una vez el mensaje de Dios. Jesús dijo que en el juicio, los hombres de Nínive se levantarán y condenarán a los israelitas por su falta de arrepentimiento. 

Finalmente, lo que agrada a Dios no es que escuchemos Su palabra, sino que respondamos con obediencia. Dios perdonó a Nínive, ellos obraron con humildad y arrepentimiento, como había perdonado a Jonás. Dios castiga para corregir, no para vengarse. Siempre está dispuesto a mostrar COMPASIÓN y MISERICORDIA a aquellos que le busquen.
 

DÍA 6

 

El Gran Mandamiento

Mateo 22: 34-37

Aquí, Jesús responde a un conocedor de la Ley, un fariseo que tenía claro todo lo que debía hacer para “cumplir” las normas de Dios. Sin embargo, Jesús confronta su vida para mostrarle que su conocimiento no era tan importante si no tenía en cuenta estas 2 características de vida:

1.    “Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con todo tu ser y con toda tu mente”. Sabes que amas algo porque no haces más que pensar y hablar de eso (tu mente), sientes un palpitar fuerte de alegría y emocionalmente te sientes satisfecho (tu corazón) y sabes que eso que amas te define como persona (tu ser). ¿Amas a Dios de esa manera? Todos amamos a Dios, pero... ¿Amamos a Dios más que las redes sociales?, ¿más que nuestra moto?, ¿más que nuestra pareja, hijos, deporte o programa de tv?.  No estoy diciendo que dejemos de hacer nuestras actividades, sólo digo que, en todas ellas esté Dios. Amar a Dios no significa no hacer lo que no debemos hacer, ¡eso ya lo sabemos! Amar a Dios significa hacer todo lo que a Él le encanta que hagamos. 

2.    “Ama a tu prójimo como a ti mismo”. Si VIVES el primer mandamiento, esto es mucho más fácil, porque al estar lleno del amor de Dios, es inevitable no transmitirlo a otros. Recordemos que somos embajadores de Cristo y hablamos en Su nombre cuando pedimos que se reconcilien con Dios.  2 Corintios 5:20.

En este día de Ayuno, Oración y Entrega, evalúa qué le ha quitado el primer lugar a Dios en tu vida, en qué no lo has incluido y qué cosas te impiden amar a otros. 1 Juan 4:20.

ORACIÓN: Señor Jesús, ayúdame a amarte con todo mi corazón, con todo mi ser y con toda mi mente y pon en mi camino a todos los que van a recibir Tu amor a través de mí. 

DÍA 7

LOGO 2019 WHITE-02.png

Síguenos en nuestras

REDES SOCIALES

  • White Facebook Icon
  • White Instagram Icon
  • YouTube - círculo blanco
  • Twitter Icono blanco

Calle 20 No. 98-20 | Fontibón, Bogotá, Colombia | +57 298 1021